irrigaciones nasales sana y hermosa

¿Qué son?

Es un método utilizado en la India desde hace siglos.Es la manera en que limpiamos la nariz con lavados con agua salina, esto puede disminuir los síntomas pulmonares y crisis asmáticas en personas con síntomas nasales o sinusitis, ya que limpia el moco (hace a los medicamentos más efectivos), limpia de alérgenos (polen, ácaros, polvo, irritantes), limpia hongos bacterias y virus disminuyendo infecciones agregadas, también disminuye la inflamación de la mucosa nasal (incrementa el flujo de aire, lo que aumenta la humedad y calienta el aire hacia los pulmones disminuyendo la tos y flemas).

¿Qué son soluciones salinas isotónicas e hipertónicas?

Las soluciones salinas isotónicas también llamada solución fisiológica o de cloruro de sodio isotónica, es agua con sal que iguala la osmolaridad de los líquidos corporales. La hipertónica duplica ésta osmolaridad, es la más recomendada en procesos de inflamación severa o abundante moco, sólo que no todos toleran ésta concentración.

¿Porqué nunca había oído de ellas?

Aunque su uso es muy amplio a nivel mundial, en México no se cuenta con el sistema aspersor  adecuado para realizarlo. Sólo contamos con sprays nasales de diferentes marcas, que aunque ayudan, no suplen el volumen necesario, con lo que sólo humectan y desinflaman poco. Estos spray son muy eficaces para prevenir la inflamación, no para remitirla.

¿Cuántos mecanismos hay?

Desde teteras que actúan por gravedad hasta jeringas especiales. No hay gran diferencia de funcionamiento entre ellas. El mecanismo es el mismo, mucho volumen y baja presión.

¿En quéenfermedades me pueden servir?

Rinosinusitis aguda o crónica, rinitis alérgica o no alérgica, síntomas nasales (drenaje nasal posterior, causante principal de la tos crónica), perforaciones septales, tratamiento postoperatorio, influenza y gripa (acorta el tiempo de la enfermedad). Sólo por mencionar algunas.

¿Es un tratamiento?

No. Es una medida de apoyo e higiene nasal equivalente a lavarse los dientes. Actualmente se está evaluando su eficacia para rinosinusitis infecciosa para disminuir el uso de antibióticos. En lo que sí se ha comprobado su eficacia, es en la disminución de antileucotrienos (montelukast), antihistamínicos y esteroides sistémicos. Además que inmediatamente descongestiona la nariz, eliminando la mayoría de los síntomas nasales.

¿Son peligrosas?

No. Son muy seguras si acatas las recomendaciones establecidas. Siempre usa agua hervida, nunca te confíes en garrafones o agua embotellada, hiérvela. El agua debe ser tibia, no caliente ni fría. No uses sal de mar (puede traer contaminantes). Usa sal sin yodo (evita sensación de ardor). No hay estudios en menores de 3 años, pero en ellos aún son efectivas las irrigaciones con jeringas o con los sprays nasales comerciales.

¿Hay efectos secundarios?

Aunque muy raros, pueden presentarse. Los más frecuentes son irritación local, comezón, sensación de quemazón (éstas con solución hipertónica), dolor de oído (si se hace muy rápido y/o con agua fría) y sensación de plenitud en los senos paranasales (la cual drena lentamente cambiando la cabeza de posición).

¿Cómo funciona?

El mecanismo exacto se desconoce. Algunas teorías explican que es por simple arrastre de moco con microorganismo y alergénos. Otra teoría asevera que ayuda a los cilios de la mucosa a aclarar el moco. La verdad no sabemos, pero su beneficio es mucho.

La mucosa nasal contiene muchos mediadores de la inflamación como son la histamina, las prostaglandinas y los leucotrienos, es decir, son los causantes de la inflamación y para los cuales la mayoría de los medicamentos actúan (antihistamínicos, antileucotrienos y esteroides), por lo que al barrerlos con las irrigaciones, la inflamación cede, incluso disminuye la tos por el mismo proceso.

¿Pero el moco no era para protegernos?

Sí. El moco se produce en la mucosa nasal, los cilios (son pequeñas vellosidades) avientan ese moco con el material extraño hacia la nasofaringe donde es tragado. Las irrigaciones nasales pueden incrementar éste barrido sin dañar la mucosa y reforzando los cilios. Hay algunos pacientes que prefieren meter el agua con mayor presión para sentir mayor alivio.

La pus y costras, muy frecuentes en rinosinusitis, disminuyen el movimiento de los cilios facilitando el estancamiento de éstos y la prolongación de los síntomas; las irrigaciones nasales también han probado ser muy útiles al respecto.

¿Cuál funciona mejor, las soluciones isotónicas o las hipertónicas?

En general las hipertónicas son mejores, ya que disuelven con mayor efectividad el moco. Al aumentar la osmolaridad, ésta absorbe y elimina con mayor rapidez y efectividad los mediadores de la inflamación en las mucosas, disminuyendo los síntomas más rápidamente. El problema que es poco tolerado por la mayoría de los pacientes.

¿Se agrega algo más que sodio?

Puedes cambiar el pH de la solución agregándole una pizca de bicarbonato puro, lo que también ayudará a deshacer el moco e incrementa el movimiento de los cilios. Algunos autores han sugerido también utilizar antibióticos (gentamicina y tobramicina son los más usados), pero la evidencia que apoye esto no ha sido mucha.

¿Cómo puedo preparar solución salina en casa?

Usa agua hervida o bien filtrada (filtros especiales para beber en casa menores a dos micrones). También puedes comprar agua esterilizada o destilada. Máximo te dura una semana, siempre y cuando no esté en contacto con secreciones. Mezcla media cucharadita de sal no yodada en 1 taza cafetera (aprox 230 ml) de agua. La sal yodada puede irritar la nariz si se usa por periodos largos. Agrégale una pizca de bicarbonato de sodio. Si quieres evitarte problemas, ya venden los sobres de preparación en el mismo lugar donde consigas los irrigadores, están libres de yodo y contaminantes.

¿Cómo se usa?

Puedes usar cualquier aspersor en adultos. En niños se recomienda el uso de jeringas. Usa de insulina para los más pequeños y de 3-20 ml para los mayores. Utiliza la cantidad necesaria de ésta solución para dejar limpia la nariz, las veces que te recomiende tu médico. Puede usarse varias veces al día según las necesidades.

¿Los dispositivos duran para siempre?

No. Se recomienda se cambien rutinariamente. También dependen del uso y del aseo que les des. Estudios demuestran que después de 2 semanas pueden presentar colonización de bacterias, por lo que el uso se recomienda no mayor a 4 meses. Puedes conseguir líquido para esterilizar equipo médico y prolongar su uso.

¿Puedo adquirirlos sin receta?

En el extranjero sí, pero pueden retenerlos en la aduana, ya que los consideran equipo médico y no de higiene. Lo importante es que un médico entrenado y con experiencia te indique como realizarlos y advertirte de las complicaciones y cómo solucionarlas, así como el tiempo y cantidad de agua necesaria para cada enfermedad.

Conclusiones.

Las irrigaciones nasales son muy útiles y seguras para disminuir la mayoría de los síntomas respiratorios asociados a problemas de origen nasal. También disminuyen la tos crónica y los episodios de asma, así como el uso prolongado de medicamentos. Deben usarse bajo vigilancia médica y como adyuvante al tratamiento específico de tu médico. La única contraindicación es la obstrucción nasal mecánica.

Artículo escrito por: Dr. Carlos Armenta

Pediatra – Neonatólogo. Mtro. Administración y Dirección de Hospitales

Tal vez te interese leer sobre

¿Qué Son Los Ácaros Y Como Afectan A Nuestra Salud?

Rinitis Alérgica

Recommended Posts