determinación

La determinación es analizar circunstancias clave para llevar a cabo la decisión final.

Es tener la firme convicción de dar un paso adelante y no regresar atrás nunca.  Es saber llegar al corazón del asunto y tomar la acción definitiva que te hará mejorar.  La determinación tiene tres elementos:

  1. Infórmate. La persona que tiene información tiene poder. Entre más sabes menos ignorancia tienes. La Biblia dice: mi pueblo muere por falta de conocimiento.  Napoleón decía sí quieres ser soldado, debes conocer la historia.  El internet, los libros, las investigaciones serias de universidades y el conocimiento de personas que ya vivieron lo mismo que tu puede ayudarte a finalizar decisiones difíciles.
  2. Haz lo que tienes que hacer. La determinación es una fuerza por dentro tan poderosa que te impulsa hacer las cosas. Esa fuerza debe tener como motor ayudar a los demás, hacer lo correcto. Es hacer lo que debes hacer y no lo que quieres hacer o lo que quieren que hagas. Debes dar un paso para adelante y no echarte para atrás.
  3. Llega hasta el final. Debes informarte, tomar acción y llegar hasta el final. Debes estar segura de no tomar una decisión por salir del paso, sino por una convicción, de ese modo aunque se presenten obstáculos, podrás superarlos y llegar al objetivo que te propusiste. En la determinación no se vale aventar la toalla, hay que continuar con certeza.

Tips para practicar la determinación.

Escribe una lista de decisiones que sabes debes tomar. Las cinco más importantes.

Pide consejo a personas que te aman, que te conocen bien o a quienes que ya pasaron por una situación similar a la tuya y salieron bien libradas.

Ya que hayas decidido qué hacer, escribe los pros y los contras de cada decisión.

Por último da el gran paso. Con la cabeza fría y escuchando a tu corazón ve adelante.

Artículo escrito por: Jakie García Vázquez.

Experta en Valores y Equidad de Género

Recommended Posts