Destinar Un Espacio En Casa Para Tu Emprendimiento

Si ya te decidiste a montar una pequeña empresa en casa es muy importante que tomes en cuenta que el espacio te ayudará a salir adelante o te limitará en tu crecimiento profesional.

Existen muchos puntos a tomar en cuenta para que tu casa sea tu oficina o taller y al mismo tiempo tengas oportunidad de recibir posibles clientes sin descuidar a tus hijos.

El Espacio

Es sumamente importante seleccionar un espacio en casa que te ayude a crecer profesionalmente.

Elige un área preferentemente que esté apartada de las áreas privadas de la casa o departamento, es decir, que no esté cerca del área de televisión o de las habitaciones, esto te servirá para recibir clientes y/o concentrarte. De preferencia alejado de la cocina para evitar los aromas de lo que se cocina, ya que algunas personas que te visiten pueden sentirse incómodas por ciertos aromas. Pero cerca de un baño que no utilice frecuentemente tu familia o que puedas destinar para tus clientes y visitas laborales.

Algunas sugerencias de áreas que puedes adaptar para tu taller u oficina son: una habitación, una cochera limpia o una bodega adaptada para la actividad. También puedes adaptar una salita cómoda o un escritorio con sillas adecuadas. Incluso puede ser la sala de tu casa o tu comedor.

Elementos

Existe una larga lista de elementos que debes de tomar en cuenta antes de abrir las puertas de tu hogar / oficina a tus posibles clientes.

  • Aroma: evita los aromas desagradables o fuertes que salen de la cocina, baños o tuberías. Si no puedes tener un aroma agradable evita, entonces tener cualquier aroma en tu área de trabajo.
  • Música: deberás de elegir música tranquila, que te ayude a sentirte activa y relajada al mismo tiempo. Evita, cuando tengas visitas laborales la música de la radio, que contenga comerciales o locutores hablando. Busca música neutral y de preferencia que no sea folclórica. Procura la música clásica, estilo yoga (relajación) o instrumental. Y con volumen bajo.
  • Limpieza e higiene: Deberás de tener perfectamente limpio el espacio laboral ya sea una mesa o tu escritorio sin papeles viejos y sin comida. Si vas a recibir visitas laborales, evita que haya juguetes regados por el área, documentos innecesarios, polvo y que el baño esté limpio y con buen aroma.
  • Temperatura: una buena temperatura es aquella en la que no sientes demasiado frío o calor. La temperatura puede ayudarnos a cerrar buenas ventas. Una temperatura extrema favorece que las negociaciones se desconcentren y pierdas una oportunidad económica.
  • Orden: va asociado con la limpieza. Procura tirar los documentos que ya no requieres, o en su caso reciclar los papeles que puedes volver a utilizar. Ten un espacio para cada cosa, artículos de papelería, utensilios y herramientas, así como aparatos necesarios para tu actividad laboral, cada uno deberá de estar en estantes o cajas destinados para cada uno.
  • Ruido: Procura evitar los ruidos, ya que estos no te permiten concentrarte y pueden llegar a entorpecer las negociaciones que son una oportunidad para tu labor. Cierra ventanas y puertas si el ruido es exterior. Pide silencio a quienes estén presentes. Si tus hijos están en casa pide te apoyen quedándose un rato en su habitación y después agradéceles te hayan ayudado a cerrar un trato.  (http://www.sanayhermosa.com/2013/02/tus-ninos-y-tu-cuando-trabajas-desde-casa/)
  • Color: Es muy importante conocer los colores ya que estos te ayudan a mantener una calidez con tu familia y con tus clientes. Los colores fríos como el azul, morados, rosas, y algunos verdes azulosos favorecen que te concentres y relajes en tu trabajo. Los colores cálidos, como los amarillos, ocres, cafés, naranjas, y algunos verdes limón te ayudan a sentirte bien en el espacio y favorecen los acercamientos entre las personas.
  • Iluminación: Es importante tener una excelente iluminación ya que esta ayuda a que todo luzca más amplio, límpio y permite un acercamiento con quienes se encuentren en el espacio. La iluminación con focos blancos (frío) favorece la concentración e impulsa a la actividad, mientras que los focos amarillos (cálida) relajan y permiten que las personas se sientan a gusto en el espacio
  • Decoración y Mobiliario: Este es un plus cuando se trabaja en casa y se destina un espacio exclusivo. Pero si tienes la oportunidad de gastar en decorar con mobiliario de oficina podrás dar una mejor imagen laboral a quienes te visiten.
  • Espacios Naturales: Si tienes muy poco espacio para colocar una planta grade o una pecera, permite que desde tu ventana se vean los árboles y el viento sople en tu área.
  • Equipo para laborar lo más actualizado posible o de última generación: Es importante que tu oficina o taller esté con el equipo lo más actualizado posible ya que esto te ayuda a hacer mejor las cosas, así como, te da una mejor imagen. Una computadora de los 90’s solo te quita espacio y no te permite trabajar con todo lo que la tecnología actual te da.

Los horarios de limpieza de casa vs. Los horarios de trabajo

Es difícil poder poner un horario a la limpieza de tu casa y tus horarios de trabajo, pero, así como pones unos horarios para trabajar y otros para atender a tus niños verás que sí se puede.

(http://www.sanayhermosa.com/2013/02/atencion-a-tus-hijos-cuando-trabajas/)

  • Si tienes personal de limpieza procura que no aspire cerca de tu área de trabajo cuanto tu o tus clientes estén ahí. Evitará las negociaciones y la concentración. El ruido no es favorecedor laboralmente hablando.
  • Espacio limpio antes de comenzar a trabajar: sin importar si vas a tener visitas laborales o no, siempre ordena y limpia tu espacio antes de trabajar, te ayudará a concentrarte y trabajar más rápido.
  • Si utilizas tu cocina en tu actividad laboral limpia antes y después de trabajar. Evita dejarle a tu familia una cocina sucia o llena de utensilios que no necesitas a la hora de convivir en familia
  • Evita mezclar horarios de cocina (familia vs. trabajo): especialmente cuando tu cocina es tu taller y cocinas para otros. Tu familia necesita saber que estás concentrada en estar con ellos no en estar haciendo labor para otros.

Artículo escrito por: Martha Aline De la Fuente

Consultora en Imagen Pública

Recommended Posts